Diario Imagen de Arrecifes
Espectáculos

Leandro Borrell, el arrecifeño que participó de «El Robo del Siglo», la película récord del cine nacional

El cineasta arrecifeño Leandro Borrell participó de la filmación de la película “El Robo del Siglo”, que se estrenó el día de ayer es indicada por muchos como una de los más esperadas del año 2020, y narra la historia del robo a la sucursal del Banco Río en Acassuso. El film es protagonizado por Guillermo Francella, Diego Peretti, Luis Luque, Pablo Rago, Rafael Ferro y Mariano Argento.y dirigido por Ariel Winograd.

En esta película, Borrell trabajó como director de Producción, y dialogó con Radio Gen sobre la presentación de esta película y sus sensaciones tras el estreno. «Estamos muy felices, relajados y contentos» sentenció el cineasta sobre la excelente repercusión de la película, y sumó «la verdad que fue una gran apuesta de la productora, armar, diseñar esta película, financiarla, producirla y armarla; y era una película muy importante, que tenía que tener en el público una repercusión muy importante, para que puedan seguirse contando historias y hacer cine, que es lo que nos gusta». En ese sentido detalló, «todos los desafíos de producción que tuvimos, como filmar en los túneles de desagües reales, a 20 metros bajo tierra, construir la parte de decorado gigante (22 mts de largo x 8 mts de ancho, 600.000 litros de agua)  con la parte de los túneles que no se podían filmar en ese lugar y todos los riesgos que eso traía si la pileta se pinchaba o el decorado cedía. Y el más grande fue inventar y recrear ese banco, porque la marca Río como banco no existe más, y ése tenía características muy particulares, como que debía ser en una esquina, de dos pisos, en una zona arbolada. Armamos un banco desde cero».

Si bien la filmación se hizo durante el año pasado, Leandro y su productora tienen el proyecto desde hace 3 años. «Intentamos hacerlo en 2018 y no se dio, por cuestiones de financiación y con los actores. Y en 2019 se dio todo como para hacerla, la filmamos entre marzo, abril y mayo y después se realizó todo el proceso como para estrenarla ahora». Sobre sus ideas respecto a la recepción de la película sobre el legendario robo, el arrecifeño indicó «siempre sentí que iba a andar, por los comentarios que tenía cuando hablaba del tema con la gente, y notaba el entusiasmo que generaba que existiera una película sobre este hecho».

Sobre el hecho que inspiró el film, Leandro argumentó, «tiene mucho de doble moral» porque «por un lado, uno sabe que lo que hicieron está mal, y nadie está a favor de robar. Pero por otro lado está como esa cuestión de todo lo que los bancos le hicieron a la gente, sobre todo en la historia Argentina, y muchos lo ven como la venganza del pueblo». Además, adelantó, «el mensaje que damos es que todo estuvo organizado para no hacer sufrir a la gente, y que nadie salga herido, porque robaron con armas de juguete y construyeron un túnel donde no molestaba a nadie, ni intentaron tomar rehenes. La misma historia en la que se basó el largometraje es la versión de Fernando Araujo, uno de los protagonistas, habla precisamente sobre el equililbrio, y la venganza sobre lo que el imaginario popular piensa sobre los bancos y ese tipo de entidades».

Consultado sobre cuánto existe de verdad y cuanto de ficción en la película, el cineasta manifestó «es difícil determinarlo, porque nadie sabe qué pasó fehacientemente. La película está basada en un libro que hizo un periodista que investigó mucho sobre el robo, en el expediente policial y judicial, pero hay cosas que son ficcionalizadas. Además contamos con el asesoramiento de Araujo, que es uno de los protagonistas, y tuvimos que creer sobre su relato algunas cosas que a mi parecer son inverosímiles, como que no tuvieron contactos dentro del banco que los ayudaran y que les hayan facilitado los planos y lugares de acceso, o que nadie se dio cuenta que durante medio año cavaron un túnel en el desagüe».

Sobre la respuesta de público, Borrell comentó «nosotros hicimos un testeo con el público antes del estreno, y todos lo entendieron como una película de aventuras, donde se cuenta cómo pasó el robo y no se transformó en una película de suspenso ya que la gente sabe qué pasó y cómo terminó. También tiene su parte cómica, por un par de situaciones inverosímiles que suceden. Entonces uno de los aciertos es la mezcla de película de aventuras y cómica. La otra gran decisión fue juntar a Francella y Peretti por primera vez en la historia del cine, logrando convencer a ambos de trabajar juntos con un mismo protagonismo, ya que no es la historia de un ladrón, sino de una banda. El restante punto que le da un atractivo a la historia es que la gente necesitaba conocerla en su intimidad, y todas las escenas están pensadas en lo que querría conocer el público sobre ese momento. Esa combinación de 3 cosas hicieron que la película funcione».

«Es muy espectacular lo que sucedió con la gente» relató con orgullo Leandro Borrell «porque la película salió con 365 copias, lo que significa que el 40% de cines del país tienen una copia. «En nuestro país hay entre 1.000 y 1.050 salas de cine, así que en 365 de esas salas en todo el país y todos los complejos de cines esté nuestra película es algo muy grande».

El resultado de este trabajo está a la vista, ya que «El Robo del Siglo» es una de las películas que más pre-venta tuvo y, con 100.008 espectadores, se transformó en la ficción argentina más vista en la historia del cine nacional, sólo superada por la película animada «Metegol» de Campanella.

Riviera 31

Al momento de dialogar con La Mañana de Radio Gen (91.9), Leandro Borrell comentó que en ese preciso instante estaba filmándose en la Villa 31 de Retiro escenas de la serie Riviera, que se emite por Sky TV (una especie de Netflix en Europa), y que en su tercer temporada trae a la protagonista (interpretada por Julia Stiles) a Buenos Aires. Mientras investiga las circunstancias en que su esposo fue asesinado. Así se topa en nuestro país con un negocio de pruebas de remedios con gente que captan en la villa, de las que una muere y genera un levantamiento popular. «Ahora estamos filmando una persecución de motos dentro de la Villa con gente que se cae y puestos que se destrozan, dobles de todos los personajes principales. En fin, nos estamos divirtiendo mucho y pasando mucho calor también» expresó Leandro, quien en su tarea sumó para Riviera a los bailarines de tango Sebastián Ripoll y Mariana Bojanich, quienes enseñaron a Stiles y el actor argentino Franco Masini a bailar tango.  De esta manera, suman dos nombres más de Arrecifes y Capitán Sarmiento al mundo audiovisual.

 

Notas relacionadas

Jorgelina Rovitto Raimundo es la nueva Reina de la Primavera

Diario Imagen

Agustin Canapino en «Quien quiere ser millonario» a beneficio

Diario Imagen

Cambios en las fechas, lugar de realización y valor de entradas de Los Corsos 2019

Diario Imagen
Cargando...