Diario Imagen de Arrecifes
Deportes

La Peña de Boca gritó Campeón por primera vez en su historia

En la tarde de ayer, el equipo de Primera División de la Peña de Boca Juniors se coronó campeón del Apertura de Fútbol 2019, tras derrotar por penales a Almirante Brown (en los ‘90 reglamentarios cayó por 2-0). Así, obtuvo la primera estrella en su corta vida en el fútbol local.

Ayer, a partir de las 15:00 hs. se jugó el segundo partido de la serie final del Apertura 2019 de fútbol de Primera División. Con el 2-0 obtenido en el primer partido, y la imagen de un equipo más sólido, el xeneize llegaba con mucho más oxígeno al partido decisivo que Almirante Brown.

Sin embargo, el que mejor arrancó fue el verdinegro de Martín Andrizzi, dispuesto a dejar atrás la pálida actuación de la primera final. Con mucha presión en la salida y recuperando algunos jugadores importantes, como el caso de Mauricio Suigo y Matías González, Brown acorraló a un Boca que se refugió contra su valla y no pudo habilitar a su jugador más desequilibrante, Alan Pérez, bien custodiado. Así, a los 27’, Brown consiguió ponerse en ventaja de la mano de Matías González, que transformó en gol un penal que le cometieron.

Con Suigo como máxima figura, Brown ganaba la batalla del medio y tenía a Boca contra su arco, que prendía todas las velas a una jugada aislada que aumentara la diferencia. Y luego de que el palo salvara la caída de su valla, Boca tuvo esa jugada, Guerrero trastabilló en la salida y Alan Pérez enfrentó a Hernández, lo eludió pero su remate se fue afuera. Pero fue apenas un respiro ante un equipo que tenía la pelota y sumaba cada vez más gente en ataque.

Y cuando el partido moría, llegó el gol del ingresado Laureano González para forzar la definición por penales. En ese momento, Boca decidió ganarlo por esa vía, con el ingreso sobre el cierre de Cristian “Pini” Alasio para buscar calzarse el traje de héroe en una nueva definición desde los 12 pasos.

En los penales el xeneize fue infalible, convirtiendo sus ejecutores: Angel Gómez, Néstor Burgos, Kevin Burgos, Braian Ramírez y Alan Pérez. Además, Alasio agigantó su fama y volvió a ser decisivo en una serie de penales, atajando el disparo de Matías González y adivinando el lugar elegido por Bernasconi y Wühtrich, aunque sin lograr desviarlos. Fue 5 a 3 para desatar la locura y alegría contenida por la numerosa parcialidad de la peña boquense.

El campeón es la Peña de Boca, uno de los últimos equipos sumados al fútbol local, algo que logró superando la resistencia de varios clubes y acallando con una gestión prolija (como en todos los aspectos de esta entidad) las dudas sobre la seriedad de este proyecto. Sus números son más que importantes, clasificando siempre a los playoffs, pero le faltaba ese plus necesario para sortear los cuartos de final. Fue el mejor no sólo por ganar la final, sino porque superó en el camino a Villa Sanguinetti, Almirante Brown y Obras Sanitarias, tres de los equipos más fuertes de Arrecifes. No los venció en los 90’ reglamentarios, pero tampoco fue superado y tuvo la inteligencia y frialdad necesaria para imponerse en los penales… Y, claro está, también lo tuvo a Cristian Alasio.

Boca es el justo campeón, quizás no fue el que mostró un mejor juego, pero siempre fue sólido, de la mano de su DT “Tingui” Burgos supo usar las armas con las que contó, trató de minimizar sus puntos débiles y nunca se rindió, ante ningún rival. Por eso es el campeón, y por eso suma esta, su primera estrella, e inscribe su nombre en la lista de los campeones del fútbol de primera local.

Notas relacionadas

Brown tendría nuevo técnico y Sportsman deja la Liga de Fútbol

Diario Imagen

La Carrera de Fito explotó en calles de nuestra ciudad

Diario Imagen

Entre viernes y domingo se juega la segunda fecha del Clausura de Primera

Diario Imagen
Cargando...